Principio

En julio 2012, se reunieron cristian@s latin@s de todo el mundo para el quinto Congreso Latinoamericano de Evangelización (CLADE V). Durante el Congreso hubo conversaciones sobre una variedad de temas, uno de los cuales tocó el tema de la iglesia evangélica en los pueblos indígenas de Latinoamérica. En esta conversación surgió dos temas relacionados: primero, la preocupación sobre la falta de espacio para teología indígena en la Fraternidad Teológica Latinoamericana (FTL) y en la Iglesia en general y la falta de espacio para difundir y compartir estas teologías más allá de los ámbitos locales; y segundo, la ausencia de las voces indígenas en las historias de la evangelización y las iglesias de los mismos pueblos indígenas.

En los años que han pasado desde CLADE V hemos ido conversando y encontrando a otras personas con las mismas pasiones y preocupaciones que ya están trabajando en esta línea o que quieren comenzar a trabajar. A través de estas conversaciones surgió Memoria Indígena, un espacio virtual para compartir las historias del movimiento del Espíritu de Dios entre los pueblos indígenas de América Latina y las teologías cristianas que surgen de los contextos indígenas.